No me gusta el clickbait.

Así que de entrada, dejamos claro que 4 es un número que me pongo yo, y que este artículo trata de como tener un día productivo.

Y de como hacer que te sientas bien contigo mismo al progresar día a día y trabajar en la constancia, no en ser un workaholic.

¿Por qué debería ponerme menos tareas?

Siendo sinceros, todos tenemos listas de tareas enormes.

Pero el saber dividir estas tareas es casi más importante que ponerte a trabajar si rumbo.

Si todos los días tienes una lista de tareas con 20 o 30 cosas que hacer, lo más probable es que acabes sin hacer nada y te agobies.

Sin embargo, si tienes tres o cuatro tareas pequeñas que son realistas, será mucho más fácil empezar a trabajar.

Además, si acabas esas tareas, lo más probable es que te pongas a trabajar en otras que tenías pendientes, aunque no las tuvieses marcadas para ese día.

Constancia > trabajo duro

La cultura hustle 24/7 es asquerosa.

No necesitas trabajar 16 horas al día para progresar con tus proyectos y/o objetivos.

Lo que necesitas es tener un plan claro de hacia donde quieres ir y como quieres avanzar.

Trabajar todos los días con un poco de cabeza y prepararte el día anterior las tareas es mejor que trabajar sin parar y sin tener una dirección clara.

La gente aprecia más matarte a trabajar que pasar tiempo de calidad con la gente que te quiere o con tus hobbies, algo que nunca entenderé.

© 2022 Carlos Mascarell